Tegucigalpa, 14 de marzo.- El presidente Juan Orlando Hernández convocó hoy a los hondureños, en cadena nacional de radio y televisión, a participar mañana en la segunda jornada nacional de erradicación de criaderos del zancudo aedes aegypti, transmisor del zika y también del dengue y del chikungunya.
A continuación el mensaje del presidente Hernández :

 

Hermanas y hermanos hondureños:

Desde que declaramos alerta preventiva por el zika, el pasado 29 de enero, nuestro Gobierno ha tomado decisiones importantes para enfrentar esta enfermedad.

El 1 de febrero nos declaramos en emergencia sanitaria y eso nos permitió impulsar un gran movimiento social, porque estábamos seguros que esta guerra no la ganaríamos si no teníamos el acompañamiento de todos los sectores de la sociedad.

Esta unión de esfuerzos entre iglesias, empresarios, medios de comunicación, patronatos, deportistas, estudiantes, maestros, empleados públicos, artistas, entre otros, nos ha permitido enfrentar en alguna medida esta grave epidemia de dengue, chikungunya y zika que produce este zancudo.

Cuando iniciamos esta campaña no era tan evidente la relación zika produciendo microcefalia y Guillain-Barré, que a su vez produce parálisis; ahora, entidades como la Organización Panamericana de la Salud y la Organización Mundial de la Salud, nos alertan sobre el virus del zika y el aumento de los trastornos neurológicos como el Guillain-Barré, que puede afectar a niños y adultos, causando graves consecuencias en la salud, malformaciones congénitas como la microcefalia, que pueden producir en nuestro niños retraso mental, ceguera, parálisis cerebral y hasta la muerte.

Las complicaciones relacionadas a la enfermedad del zika continúan en aumento, por lo que debemos intensificar nuestros esfuerzos, de tal manera de ser efectivos.

Así como lo dijimos cuando declaramos emergencia sanitaria: esta guerra contra los criaderos de zancudos tiene que ser sostenida, porque si no seguimos destruyendo los criaderos, en semanas estos pueden volver a surgir.

Es importante crear conciencia en la población que estos esfuerzos deben ser constantes, con el involucramiento de todos, para que de forma agresiva eliminemos los criaderos de zancudos aunque estemos de vacaciones.

Quiero informar que en nuestro país le damos seguimiento a 185 mujeres embarazadas que fueron contagiadas con el virus del Zika y 57 personas que han sido diagnosticadas con el síndrome Guillain-Barré. En este punto quiero alertar que la Secretaría de Salud ya ha confirmado la muerte de un hondureño por Guillain-Barré.

Por la grave amenaza que estas enfermedades representan, hemos solicitado que tanto los casos de microcefalia como Guillain-Barré sean de notificación obligatoria en los establecimientos de salud públicos y privados.

Las mujeres en edad fértil, y en especial a las embarazadas, a ellas debemos suministrarles toda la información sobre los problemas asociados al virus del Zika y ellas deben saber TODO sobre las medidas de protección para reducir el riesgo de enfermarse.

Quiero hacerles una pregunta: ¿Cómo nos sentiríamos si un hijo de un amigo o un pariente queda con parálisis a causa del Guillain-Barré pudiendo haberlo evitado con acciones tan sencillas como la destrucción de los criaderos de zancudos,? ¿cómo se sentirían ?.

No podemos esperar que las autoridades o los voluntarios lleguen a limpiar lo que es responsabilidad nuestra; cada uno de nosotros tenemos que actuar en nuestro propio interés y en el de la comunidad, limpiando la casa y limpiando el vecindario.

Tenemos que evitar esta enfermedad; es obligación de todos, juntos tenemos que actuar!

Este martes vamos a realizar un segundo gran operativo con el que vamos a intervenir las principales playas y sitios turísticos que tendrán masiva afluencia de veraneantes en esta Semana Santa.

Estaremos en las colonias más afectadas de todo el país; les invito a unirse todos para ganarle esta guerra al zancudo. Recuerden: SI NO HAY ZANCUDOS, NO HAY ZIKA.

Quiero aprovechar para agradecer a nombre del pueblo hondureño a los medios de comunicación, a sus dueños, periodistas, a todos los empleados, a las iglesias y empresas que inclusive han dedicado su propia pauta a esta campaña y a todos los voluntarios y servidores públicos; gracias por su apoyo en la generación de conciencia en la cruzada contra este zancudo.

Que Dios les bendiga.

 


 

 


 


MICROSITIO CUMBRE DEL SICA